Las razas de perros no constituyen en si mismas una clasificación biológica, sino que son definidas por aficionados de los llamados Clubs de Raza.

Para constituir una raza debe haber un número significativo de perros capaces de trasmitir sus características principales a las siguientes generaciones de forma estable.

Por lo tanto, los individuos de la misma raza deben tener comportamientos y características similares entre ellos y con sus antepasados de los cuales descienden.

Para conocer si un perro pertenece a una raza, podemos analizar el ADN o bien usar los registros escritos de su ascendencia o pedigree. Estos registros, llamados registro de raza los salvaguardan particulares, clubs o en otras organizaciones.

Los individuos cuyos padres y ancestros son de la misma raza se consideran de raza pura y pertenecientes a esa raza. Ha habido mucha polémica acerca de este concepto ya que es muy difícil de regular de forma veraz y además ha causado muchas veces problemas de endogamia.

337 razas diferentes son actualmente reconocidas por la FCI (Federación Cinológica Internacional) y a cada raza se le atribuye un país de origen, el cual establece las características estándares de la raza. Estos estándares se usan como referencia para los jueces de todo el mundo a la hora de examinar a los perros que se presentan en exposiciones en los distintos países miembros del FCI

En nuestra web, hemos catalogado todas las razas por tamaños:

Razas de perro de tamaño pequeño

Razas de perro de tamaño mediano

Razas de perro de tamaño grande