Con 30 años de retraso, el pasado 16 de marzo el Congreso ha ratificado por unanimidad el Convenio Europeo de Protección Animal de 1987. Este convenio prohibe la amputación del rabo de los perros cuando se trate de motivos estéticos, así como la amputación de las cuerdas vocales o de las uñas en el caso de los gatos.

Los 344 diputados ha votado a favor de este Convenio que regula los principios básicos de la protección animal. La ratificación llega 30 años tarde, pero bienvenida sea…

En el debate, surgió la polémica cuestión sobre el rabo de los perros ya que el Gobierno había incluido una excepción que permitía la amputación del rabo en el caso de las razas de perros de caza ya que el gobierno argumentaba por boca del diputado Bernabé Pérez que “se pueden herir por su impetuosidad al no controlar el movimiento de su rabo”, a lo que Unidos Podemos presentó una enmienda que finalmente fue aprobada por 175 diputados frente a 136 en contra y 37 abstenciones, por lo que finalmente, está a partir de ahora prohibido cortar el rabo a perros, sean de razas de caza o no.

¿Y tu que opinas?. Déjanos tu comentario.